De Just Freedom a The Promise: el lobo en el mundo de Almo Nature

Un día, de nuestro tiempo, un buen hombre se encontró con un lobo. Estaba fascinado por la naturaleza salvaje del animal que lo miraba con recelo, con ojos profundos. Se miraron por un momento, y luego el hombre preguntó: “Sé que tu vida es turbulenta. ¿Qué podríamos hacer, como humanos, para preservarla?” El lobo guardó silencio por un momento y luego dijo: “Olvidarme”.

Pier Giovanni Capellino, fundador y presidente de Almo Nature, imaginó de esta forma el encuentro entre el hombre y el lobo, y puso así en el centro del proyecto de solidaridad y comunicación al extraordinario depredador.

La defensa del lobo en los proyectos de Almo Nature

El lobo, un representante de la biodiversidad que debemos preservar, está aún en peligro, víctima de la caza furtiva o accidentes casi siempre causados por humanos. Para responder a esta emergencia se creó Just Freedom, una unidad para su recuperación, donada por Almo Nature al Centro Tutela e Ricerca Fauna Esotica e Selvatica – Monte Adone, con el objetivo de curar y reintroducir a los lobos salvajes que se encuentran heridos o en dificultades. Estas iniciativas en la visión de Almo Nature comprenden también los puntos de vista de gente como los agricultores, que pueden ver a sus animales (vacas, ovejas, gallinas…) en riesgo por la presencia del depredador. Por esta razón se han creado más proyectos para fomentar el empleo de perros guardines, una figura clave para la protección de los rebaños y, por tanto, para todos aquellos que decidan vivir de manera pacífica con los lobos. Capellino sugiere la necesidad de un cambio de perspectiva, sobre todo civil: “Creemos, de hecho, que los depredadores autóctonos en los territorios italianos –como el lobo, precisamente- pueden conformar un valor agregado real para todos los productos que la agricultura genera en esas áreas. Y por eso deben estar distinguidos con un sello de protección, y ser promovidos y comercializados de forma correspondiente. Y es que, comprar productos de un área que preserva la biodiversidad, ofrece un extra al consumidor final, un plus de lujo para ser disfrutado, un valor agregado real que combina la calidad de los productos, la conservación y el respeto por la tierra y su ecosistema natural, a diferencia de la agricultura intensiva y artificial”.

Los nuevos proyectos que promueven el uso de los perros guardianes de ganado comenzarán pronto en Liguria y en Lessinia.

El arte para el lobo y Almo Nature

La concreción de iniciativas a favor del lobo y de los agricultores resultan insuficientes, sin embargo, para lograr el necesario y urgente cambio de percepción sobre la defensa de este espléndido animal. Así, al hablar de sensibilización y divulgación, sólo el arte al servicio de una buena causa puede marcar la diferencia. De ahí la creación de The Promise, el cortometraje dirigido por el director Gabriele Salvatores, ganador de un Oscar Gabriele Salvatores, para Almo Nature y realizado con la iniciativa de Capellino para contar también, por medio del lobo, la relación entre el humano y el perro, el descendiente domesticado de aquél: “Imaginé que para convencer a los lobos de transformarse en perros, el humano pudo haber prometido algo, y que sería interesante verificar el estado de esa promesa”. El resultado es una fábula moderna que toca el corazón de mucha gente, pero sobre todo que invita a reflexionar acerca de la necesidad de proteger la biodiversidad, comenzando por la defensa de su espacio vital.